Principio de Intercambio de Indicios

No hay delincuente que a su paso por el lugar de los hechos no deje tras de sí alguna huella aprovechable, y cuando no se recogen evidencias útiles en la investigación, la verdad es que no se ha sabido buscarlas en virtud de que casi siempre se manifiesta un intercambio de indicios entre: el autor, la víctima y el lugar de los hechos.

Referencia

Montiel Sosa, Juventino. (2012). Criminalística 1. Segunda Edición. México: Editorial Limusa.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*